El Fondo de Amortización del Déficit Eléctrico (FADE) completó el último tramo de su programa de refinanciación con la emisión de 1.500 millones de euros en bonos a tres años. Esta operación es la undécima realizada por FADE desde que comenzó sus emisiones en enero de 2011.

BBVA, desde su división de Corporate & Investment Banking, es el banco con mayor cuota de mercado en estas operaciones, después de haber ejercido como bookrunner en diez de ellas.  BBVA también facilitó 400 de los 900 millones de euros que FADE completó este octubre a través de colocaciones directas a inversores institucionales, sumando 765,3 millones de euros durante 2013 y 2.108 millones de euros a través de 14 operaciones desde su creación,  lo que sitúa al banco como la entidad con mayor cuota en el conjunto de las actuaciones del programa, incluyendo las colocaciones privadas y emisiones públicas.

Junto a BBVA, lideraron esta última la emisión las entidades Goldman Sachs, HSBC y Société Générale. La demanda de los bonos, con un cupón del 2,25 % anual,  rondó los 2.000 millones de euros y se cerró con 20 puntos básicos sobre la deuda equivalente del Tesoro.

140 inversores han participado en esta operación. El 63 % de la deuda fue adquirida por gestoras de fondos, el 26 % correspondió a bancos, mientras que aseguradoras y fondos de pensiones se hicieron con el 9%. En cuanto a la distribución geográfica, sii bien el 58% del total correspondió a inversores españoles, también hubo una activa demanda por parte del resto de países de la Eurozona que compraron el 22% de la oferta  y desde el Reino Unido se adquirió un 13 %. Los países escandinavos y Suiza destacaron entre el porcentaje restante.

Las emisiones que realice FADE después de ésta servirán para refinanciar los vencimientos del fondo, cuyo valor ronda los 24.000 millones de euros.